Gana peso el nombre Kiko Casilla para suplir a Casillas a final de temporada

publicado a la‎(s)‎ 28 ene. 2014 10:45 por Carlos Perez
Casilla-kiko-2013-levante-efe.jpg

Foto: EFE



   Hoy puede ser un gran día para Iker Casillas. Si el portero blanco aguanta 67 minutos sin recibir un gol ante el Espanyol, él y Diego López habrán batido el récord de imbatibilidad del equipo blanco, fijado por Paco Buyo en la 94-95.

Sin embargo, y pese a este buen rendimiento de la meta blanca, rotación incluida, Iker no está feliz. Tal y como contó EcoDiario.es este lunes, él sigue descontento con su condición de titular 'sólo' en Copa y Champions.

Y en su mente sigue pululando el mismo planetamiento. Si todo sigue así hasta final de temporada (y nada hace pensar cambiará), se irá del Bernabéu cuando llegue el mes de junio.

En Concha Espina lo saben. De hecho, existen fuentes que hablan de un pacto Florentino-Casillas para que, si éste decide salir, se vaya sin que el Real Madrid pida elevadas cantidades. De ahí que no resulte extraño que se busquen sustitutos.

El perfil está claro: portero joven (y español, a ser posible), con proyección, barato y que, además, aguante bien el hecho de ser suplente de Diego López. Cualidades que, por ahora, reúne un jugador por encima del resto.

Kiko Casilla va ganando peso para ser el sustituto de Iker a final de curso.

Ya en el mes de noviembre, desde Barcelona se filtraron los primeros contactos entre jugador y entidad merengue. Hoy es el diario Marca el que confirma ese deseo basado, además, en la buena evolución de Casilla en el presente curso. El arquero del Espanyol no sólo no ha bajado su rendimiento, sino que sigue siendo uno de los hombres más destacados del cuadro perico.

Se da ademas la circunstancia de que salió de la cantera del Real Madrid y que la entidad posee el 50% del derecho de su pase. Así pues, el Espanyol no puede pedir demasiado dinero por él. Como máximo, los 20 millones de su cláusula lo que, en verdad, sería un precio de 10 millones para los merengues.

Kiko (hombre que gusta a Florentino y de apenas 27 años) mantiene, además, la cualidad de ser un arquero alto y con buenas dotes físicas, como gusta a Ancelotti, amante de los guardametas poderosos desde el inicio de su carrera como entrenador. Virtudes que le ponen en una situación única para ser el próximo portero merengue si es que finalmente el capitán blanco decide dejar el Bernabéu rumbo a encontrar los minutos que no está logrando en Concha Espina.

Por: EFE
28/01/2014

Comments