En París se presentará el Tour de Francia 2015

publicado a la‎(s)‎ 21 oct. 2014 6:54 por Eliana Caterine Alvarado   [ actualizado el 21 oct. 2014 6:56 ]



Nairo Quintana competirá en el Tour de Francia 2015.//AFP

El miércoles, a menos de nueve meses de que se den sus primeras pedaladas, el 4 de julio en Utrecht, el Tour de Francia 2015 se presenta en París y develará La edición 102 de la Grande Boucle hecha a la medida de los escaladores.
"El único dogma es que no hay dogmas", afirma el director del Tour, Christian Prudhomme, cuya voluntad de sorprender aspira a romper las costumbres para incrementar el suspenso.
Tanto los corredores como los directores de los equipos están avisados de antemano de que habrá cambios cuando se devele el recorrido y sus detalles, que irán más allá que el mero nombre de las ciudades de salida y llegada de las etapas.
Por ahora, los organizadores solo han confirmado que los dos primeros días se disputarán en Holanda (que acogerá la Gran Salida por sexta vez).
Esas dos primeras etapas consistirán en una contrarreloj de unos 14 kilómetros en la jornada inaugural en Utrecht y una llegada al gran dique de Zelanda en la segunda etapa, donde el viento, si hace acto de presencia, podría mermar a los escaladores.
Al siguiente día, la serpiente multicolor se trasladará a la región de Amberes y recorrerá las carreteras belgas hasta llegar a la región de Lieja, puede que a Huy.
Pirineos y Alpes son indispensables
Lo que sigue se conoce por indiscreciones, aparecidas sobre todo en la prensa diaria regional, y especulaciones.
El norte de Francia (Cambrai), Normandía (Le Havre, Livarot), Bretaña (Fougeres, Mûr-de-Bretagne), podrían aparecer en el programa de la primera semana.
Hay una obligación de animar la prueba, según el director de carrera Thierry Gouvenou, para evitar la letanía de los esprines aunque el terreno se preste más o menos a ello.
La montaña llegará más tarde, en una ruptura radical y sin duda sensacional según los organizadores. "Serán los dos extremos", se jacta Gouvenou pensando en el menú pirenaico y alpino, las dos cordilleras imprescindibles en cualquier Tour.
En los Pirineos, los representantes locales han afirmado que una etapa llegará a La Pierre-Saint-Martin, candidatura con muchas opciones.
Otro día el pelotón debería llegar, por la vertiente de Ariege, a Plateau de Beille, que se está convirtiendo en una de las grandes ascensiones de la Grande Boucle, antes de recorrer el Macizo Central, en un guiño al francés Laurent Jalabert, que se impuso en la meta de Mende en 1995.
'Este Tour irá muy alto'
El 40 aniversario del memorable triunfo de Bernard Thevenet sobre el belga Eddy Merckx en Pra-Loup, en una etapa que superó el desconocido Col d'Allons (2.250 m), en los Alpes del Sur, también se recordará.
"Este Tour irá muy alto. Va a superar más de una vez los 2.000 metros", sostiene el director de la carrera.
Los grandes puertos, el terreno favorito de los escaladores, estarán presentes en el programa de 2015. Entre ellos destacan el Glandon, una de las subidas más exigentes de Francia, y el histórico Alpe d'Huez, que vuelve a la ronda gala tras ausentarse en 2014.
Pero los organizadores han rastreado montañas y valles para descubrir novedades, como la espectacular Lacets de Montvernier, una carretera estrecha y empinada (a más del 8%), que se asoma sobre Saint-Jean-de-Maurienne.
Para los escaladores será la última semana soñada, dada la cercanía del 26 de julio, día de la llegada a los Campos Elíseos de París, tradicional e inmutable final del Tour de Francia.
El miércoles, en el Palacio de Congresos de París estarán para ver todo esto los tres primeros del Tour-2014: el italiano Vincenzo Nibali y los franceses Jean Christophe Peraud y Thibaut Pinot.
Quienes volverán a no estar en París, como les ocurrió el pasado julio debido a sendas caídas que les obligaron a retirarse de la carrera, serán los dos máximos favoritos a la victoria final: el británico Chris Froome y el español Alberto Contador.


CICLISMO 21 OCT 2014 
8:15 AM
Por: AFP