El sacrificio de Karim Benzema por el Real Madrid

publicado a la‎(s)‎ 27 may. 2014 19:55 por Carlos Perez   [ actualizado el 27 may. 2014 20:17 ]
benzema-suelo.jpg

Benzema se sacrificó por el Real Madrid en la final de Champions. Foto: Archivo



En la plaga de lesiones que asolaron al Real Madrid antes de la final de Champions, Karim Benzema también tuvo su hueco. Contra el Espanyol, tan solo una semana antes de la cita de Lisboa, sufrió una contractura cuyo pronóstico de recuperación era de 15 días. Algo que le dejaba fuera del partido contra el Atlético.

Sin embargo, el delantero francés estuvo en el once inicial de la final y jugó 79 minutos hasta que fue sustituido por Álvaro Morata. No se trató de una recuperación milagrosa, ni mucho menos. Karim Benzema jugó tocado, aún sin llegar a estar bien físicamente.

Un gesto de sacrificio por el equipo que, según publica Marca, no se queda ahí. De hecho, el galo fue mucho más allá y arriesgó el Mundial por jugar la final de la Champions. Benzema estuvo a punto de perderse el torneo preferido por todos los futbolistas del mundo para estar a las órdenes de Carlo Ancelotti.

Su primer Mundial

El sacrificio de Benzema alcanza una nueva dimensión si se tiene en cuenta que aún no ha participado en ningún Mundial. A pesar de su condición de estrella francesa, el ariete no pudo estar en Sudáfrica en 2010, donde se cayó de la lista de una selección que acabó enfrentada con el seleccionador Raymond Domenech.

Si Benzema se hubiese perdido este Mundial, habría tenido que esperar al de 2018, en el que tendrá 30 años. Piensa que esta es su oportunidad para hacerlo bien, y después de que todo saliese bien, ya solo piensa en lo que le espera al otro lado del océano, donde aguarda ese trofeo que estuvo a punto de perder para ayudar a su equipo.

EFE

28/05/2014