Copa del Rey Mapfre Corel 45 Aifos- Veleros 'viejos' para Felipe VI

publicado a la‎(s)‎ 30 jul. 2015 15:48 por Eliana Caterine Alvarado   [ actualizado el 30 jul. 2015 15:48 ]

Felipe VI, a bordo del Aifos en la Copa del Rey Mapfre de 2014. | MatinezStudio

Felipe VI quiere seguir la estela de su padre en el mundo de la vela, deporte que practica desde su infancia y con el que llegó a participar en tres Juegos Olímpicos (Munich '72, Seúl '88 y Barcelona '92). También ha estado muy ligado a la Copa del Rey Mapfre desde que debutó en 1984. De hecho, ha participado en más ediciones -23- que Don Juan Carlos -21-.

Sin embargo, el Rey sí que ha cambiado la manera de participar en la gran regata del Mediterráneo. Y es que mientras Juan Carlos I siempre apostó por navegar en barcos de última generación, él ha decidido hacerlo como monarca en veleros antiguos. Si el año pasado compitió en un TP52 botado en 2005, para la 34ª edición de la regata mallorquina lo hará al mando del Corel 45 Aifos, el mismo barco con el que lo hizo hace casi dos décadas (desde 1996 a 1999).

La historia de su relación con el barco se inició en 1996, en pleno auge en la vela española de la llamada División IMS (regatas en tiempo compensado), cuando llegaron a Europa los monotipos Corel 45, un diseño de Bruce Farr para la competición en tiempo real. A España llegaron dos unidades: una para el patrón y diseñador mallorquín Javier Jaudenes (La Casera) y la otra para la Armada Española, que patroneó un joven Príncipe Felipe.

Los dos Corel aguantaron tres años, pero al no lograr una clase propia se reconvirtieron al sistema de medición IMS.

El actual se sigue llamando Aifos (Sofía al revés), tiene 13,90 metros de eslora, 4,20 de manga y 3,70 de calado y ha sido modificado, bajo la supervisión del diseñador del barco, Bruce Farr, para adaptarse a las nuevas reglas ORC, con las que competirá.

El entonces príncipe compitió con él en las grandes regatas como Copa del Rey, Trofeo Conde de Godó, Semana Náutica Osborne y en el prestigioso Trofeo Majorica de la clase Corel 45 del circuito Winter Series.

Un dato a tener en cuenta es que ese barco fue con el que entonces Príncipe Felipe participó en el Mundial de la clase Corel 45 en Atenas en junio de 1998 -quedó cuarto- y fue especialmente emotivo porque sus padres, los Reyes Juan Carlos y Sofía, nacida en Grecia, habían realizado su primera visita oficial al país un mes antes. También sería cuarto en el Mundial 1999 en Portals (Palma).

En 2001 el barco fue trasladado a la base naval de Marín (Pontevedra) y renombrado como Etea ( Escuela de Transmisiones y Electricidad de la Armada). Capitaneado por Fernando Cominges, ha seguido navegando con alumnos de la Escuela Naval Militar.

En Palma hay gran expectación por ver navegar de nuevo al monarca en la competición que lleva su nombre, ya que él y su familia pasarán unos diez días en la isla.

Se esperaba que Felipe VI compitiera ya en el pasado Mundial de la clase ORC que se disputó en Barcelona a finales de junio, pero sus compromisos oficiales se lo impidieron. Allí ya participó el nuevo Corel 45 Aifos de la Armada Española que también lo hará en Palma.

La decisión del Rey de seguir navegando ha estado muy clara dada la situación de crisis económica del país, ha preferido hacerlo utilizando un barco de hace 20 años en lugar de construir uno nuevo. Para ello y bajo la gestión del Delegado de Vela de la Armada, el Almirante Jaime Rodríguez Toubes, el Etea se trasladó a Porto Pi donde se ha efectuado la remodelación.

NAUTA360 | Efe
Jueves, 30 de julio de 2015 00:43